domingo, 16 de agosto de 2015

Excursiones del Hotel Riu Nere, segunda semana de agosto

Lunes. BASSA D’OLES A ROCA SACOSTA.
A las 9’30 de la mañana nos encontramos en el aparcamiento del Palai de Gèu para recibir las indicaciones y partir hacia la excursión. Me ilusione reencontrarme con personas conocidas de temporadas anteriores como, Joan, Ana y Jesús. Iniciamos la marcha con los coches, en Gausac tomamos la carretera que asciende hasta la Bassa d'Oles.
Hacemos las fotos de rigor en la Bassa y partimos por el sendero. Desde este momento y el resto de la semana Joan es nombrado mi asesor y “tamboliraire”. Pasamos por la "borda dera vila" después de haber pasado por una pequeña laguna. Continuamos marcha conociendo el Pino Silvestre, en catalán Pi Roig. Llegamos a las dos cabañas con un abrevadero donde paramos a "repostar agua" y fotografiarnos para tener un recuerdo.
Comentamos las vistas que vemos desde éste punto. Seguimos en ascensión hasta la parte superior de Roca Sacosta lo que nos permite ver unas excelentes vistas sobre algunos pueblos del Terçon de Lairissa, el valle de Barrados y observar la nieve del glaciar de la Maladeta. Después de hacernos fotos con los pueblos de fondo, caminamos monte a través hasta adentrarnos en el bosque de Baricauba, con hayas y abetos. Merche va mirando al suelo para no trompicarse. Andreu, durante todo el recorrido, tiene su guerra particular con los insectos voladores. En un claro de bosque Merçe quiere probar lo que se siente al sentarse en cima de un tocón. Seguimos disfrutando de la frescura que nos proporciona el bosque. Salimos del bosque, pasamos junto a un abrevadero que hay al lado de una cabaña.
Pasamos por una pequeña bassa volviendo a adentrar en el bosque, Alicia se sienta en el tronco que tiene forma de caballo, y en pocos minutos más llegamos a nuestro punto de partida, la Bassa d'Oles.

Martes. IBONES DE LLAUSET
En este punto el sendero se inclina hacia arriba sin compasión, en especial a Angels. Cecilia, con los colores de los mofletes. parece Heidi.
El final de la subida está marcado por un gran hito de piedras y la cabaña de Botornás, vigilan que no nos salgamos de la ruta. Pasamos de largo la cabaña y tenemos a la vista el estany Botornás y la piramidal Tuca de Ballibierna. El ibón desagua en un agujero donde desaparecen las aguas, lo bordeamos por canchales y nos hacemos unas fotos con el lago de fondo. Continuamos camino. Al poco de pasar al otro lado del riachuelo, que viene del ibón Cap de Llauset, nos paramos en una pequeña cascada, nos hacemos las fotos y Jesús se da una ducha en ella.
La senda asciende hasta el Ibón de Cap de LLauset. Las cámaras de fotos, tanto de Tony como de Juaquín, no paran de fotografiar el paraje. Aprovechamos para comer con las magníficas vistas que tenemos.
Iniciamos la marcha de regreso. Nos espera un pronunciado descenso hasta donde tenemos los coches. Todos llegamos cansados y muy satisfechos con el recorrido.

Mièrcoles. POR PUEBLOS DE LAIRISSA
El día amaneció con alguna nubes pero prometía ser caluroso. Mientras nos desplazábamos en coche, poco antes de llegar a Vilamòs, hicimos una parada para contemplar la vista, poniendo a prueba el gusto de los más exigentes amantes de la naturaleza, el valle de la Artiga de Lin y el fondo del macizo de la Maladeta presidida por el Aneto(3404m), una de las zonas más visitadas de la Val d'Aran. Comentamos el fenómeno geológico de los Guelhs deth Joeu y continuamos hasta Vilamós.
Aparcamos en el pueblo y nos dirigimos a admirar la Iglesia Parroquial dedicada a Santa María, uno de los templos románicos más antiguos del Valle de Arán, aunque las reformas que se hicieron en el siglo XVII alteraron algo su configuración.
En el muro que da a la plaza son visibles tres fragmentos, pero el que más destaca es el de mármol blanco, de la época romana, con el busto de tres personas en relieve bajo arcos de de medio punto, que representa un niño flanqueado por dos personas de diferente sexo que parecen representar a sus padres.
Comenzamos la excursión después de habernos parado en la entrada de la casa Ço de Jouanchiquet y explicar aspectos de las casas aranesas. Durante la excursión vamos conociendo un poco más aspectos de la vida aranesa hasta la transformación del Valle por el túnel, las hidroeléctricas y el turismos.
Desde la población, con calor, iniciamos la marcha por un camino, en ligera ascensión, que nos iba introduciendo en el bosque de pinos silvestres, ofreciéndonos bonitas vistas del pueblo de Vilamós. En la sombra del bosque respiramos un ambiente más fresco, con lo que el caminar se hacía tolerable. Llegamos a Arres de Sus, en la fuente de la plaza bebimos el agua fresca que manaba y conocemos aspectos del interior de la casa aranesa, la de "Çò de Cabalè", ahora bar pero que guarda la esencia. Continuamos la marcha en descenso hasta Sant Joan de Arres, iglesia situada entre los dos pueblos, Arres de Sus y de Jus, donde nos tenemos que imaginar que se encuentran en una extensa zona de prados con esplendidas vistas. Comentamos aspectos arquitectónicos de las viviendas aranesas y seguimos. En Arres de Jus pasamos por una fuente, la plaza y la iglesia de Sant Fabian. Aquí empieza un bonito camino, primero en descenso y luego  en ascenso dirección Vilamòs.
Hemos hecho un recorrido por pueblos que mantienen intacto todo su encanto.

Jueves. NAUT ARAN Y PUERTO DE LA BONAIGUA
¡Menuda noche y madrugada de lluvia! Pero los intrépidos excursionistas se presentan en el punto de encuentro y decidimos hacer un recorrido por el Naut Aran, parando en Salardú y conocer de la iglesia de Sant Andreu y Santa Eulalia de Unha. Continuamos hasta el Puerto de la Bonaigua observando el valle de Ruda con las montañas de Saboredo, Ratera y Sendrosa, entre otras. Nueva parada, esta vez en la Verge de la Mere de les Ares donde les explico las historias de la carretera del Puerto y la del Túnel de Vielha. Desde aquí, nos desplazamos hasta la cascada de Comials haciendo un breve pero bonito recorrido a pie.

Viernes. BOSSOST Y LES
Amanece muy nublado y llueve ligeramente y, dado que caminar y ascender al Montcorbison era misión imposible, decidimos hacer una ruta en coche y cultural.
Nos desplazamos hasta el Baix Aran, a Les. El pueblo de Les está situado en un privilegiado enclave de montaña. En la plaza del pueblo les explico que cada año, la víspera de San Juan, el 23 de junio, se quema el Haro. Una vez hecha la bendición, se le prende fuego y mientras las llamas alcanzan el cielo, un grupo de jóvenes hacen quemar "se halhes". "Se halhes" son elementos de gran importancia a la fiesta y se confeccionan con pieles de corteza de cerezo, unas sobre otras y atadas con un hilo de hierro. Los más jóvenes las hacen girar por encima de sus cabezas como proyectiles de fuego simbolizando el reparto del elemento purificador por todos los rincones del pueblo. Una vez "se halhes" se han quemado, el grupo folclórico del pueblo está preparado ya para decorar la plaza de música y color, con sus trajes tradicionales, de vistosos colores y sus danzas alegres.
Nos desplazamos hasta la Ermita de San Blas, en su interior descansan los restos del barón de Les y marqués de Rosalmonte D. José Eustaquio Adolfo Cao de Benos, fallecido el año 1856, conocemos la historia del santo y vemos las vistas de Les desde este punto. Como ha dejado de llover decidimos conquistar el Castell de Les. Nos nos lleva más de diez minutos llegar a é, donde unos caballos nos reciben y nos saludan. Actualmente solo se conserva en pie la estructura de la mayor parte de la torre denominada "de Pijoert", lugar donde vivía el señor feudal y un tramo de la muralla de piedra que envolvía todo el recinto. La torre de planta cuadrada y que originariamente se distribuía  en una planta subterránea en donde había una despensa y otra planta a nivel de tierra que correspondía a la sala de armas. Asimismo había una primera planta en que estaba la sala de estar con amplios ventanales y justo encima suyo acogía el dormitorio. Los trabajos arqueológicos han permitido encontrar una espada y un pequeño cañón del siglo XIV. Junto al castillo se mantiene en pie la capilla de Sant Blai y que pertenecía a los barones.
Nos desplazamos en coche hasta Bossòst, una población importante de la Val d'Aran, situada a 710 m de altitud. Con 822 habitantes es el segundo municipio en población así como el más comercial próximo a la frontera francesa por el puerto de montaña del Portilhon. Situada a ambos márgenes del río Garona se trata de un bello enclave, cuya guinda es la iglesia románica de Era Purificación de Bossost. Iglesia románica perteneciente al siglo XII. Les explico aspectos de la construcción, tanto en el interior como del exterior.
Después de conocer sus características conocemos el "Cap dera Vila” y nos acercamos hasta la capilla de Sant Serat desde donde tenemos magníficas vistas y conocemos la historia de las seis capillas que libraron a la población de la peste.

Sábado. CAMI DE LA CREU
Acabamos la semana, el sábado, en el Parque Natural de Posets-Maladeta haciendo la  ruta del Cami de la Creu. El sendero comienza desde el pueblo de Aneto hasta el azud de Morelló en el barranco de Llauset, en cuyo recorrido pasamos por el mirador sobre el valle del Noguera Ribagorzana y disfrutamos de una senda con una variada vegetación. Desde el azud regresamos al pueblo por el canal que transporta el agua hasta la cámara de carga de la central de Senet. Este canal ofrece unas impresionantes vistas del valle, escasa pendiente y estrechez de algunos puntos. Acabamos en el pueblo en alegre charla, donde nos despedimos de Cecilia, Elena y Nacho que parten hacia la playa.






Para ver todas las fotos, pulsa sobre la foto inferior
Hotel Riu Nere - Grifone - Tónho Porras