lunes, 11 de mayo de 2015

De excursión con Kutxabank a Tudela, Monasterio de Tulebras, Tarazona



Al sur de Navarra, entre la abrumadora aridez de las Bardenas y el verde intenso de la huerta de la Ribera, se encuentra Tudela, la segunda ciudad en extensión e importancia del territorio foral. 


En ella convivieron, durante más de 400 años, musulmanes, judíos y mozárabes, quienes imprimieron a la ciudad un mestizaje cultural reflejado en sus monumentales edificios y del que será testigo al pasear entre sus callejas retorcidas, pasadizos, murallas y atalayas.


Empezamos la visita en la la plaza de los Fueros, punto de transición entre la ciudad antigua y la moderna, es uno de los centros de reunión preferidos de los tudelanos. Construida en 1687, fue coso taurino, dispone de quiosco central y las fachadas de las casas que la circundan muestran escudos heráldicos de las poblaciones de la Ribera de Navarra. Recorrimos Tudela a pie, para encontrarnos con la historia.



La joya artística de la ciudad es la catedral de Santa María, construida hacia 1180 sobre los restos de una antigua mezquita; es monumento nacional desde 1884, tiene bella portada y claustro románicos y una luminosa nave central gótica. Destaca también la capilla de Santa Ana, trabajada en barroco churrigueresco y restaurada en 1948.

Sorprendente es la arquitectura civil de la ciudad, cuyas calles están protegidas por casonas, palacios y edificios con solera como el palacio del Marqués de San Adrián (XVI), Otro alcázar descansa sobre una de las atalayas que rodean la ciudad. Se trata de la Torre Monreal, la primera cámara oscura de Navarra que regala al visitante panorámicas espectaculares de la ciudad.


También es tierra de fiestas y tradiciones. Festeja a su patrona, Santa Ana, del 24 al 30 de julio, y son de interés histórico cultural las fiestas conocidas como El Volatín y la Bajada del Ángel, que se celebran en Semana Santa.

Monasterio de Tulebras

El primer cenobio femenino de España, dedicado a Santa María de la Caridad, se fundó inicialmente en Tudela en 1149 con el nombre de Santa María de las Dueñas y en 1157 se trasladó a Tulebras, una localidad de apenas 100 habitantes situada a 3 kilómetros de Cascante. Su etapa de esplendor coincidió con el siglo XII y el declive llegó entre el XIV y el XV con la destrucción del pueblo por los castellanos, incluido el monasterio.


La visita al monasterio nos permitió conocer la iglesia y el museo. La iglesia cisterciense, del siglo XII, es de nave única y ábside semicircular con cubierta de bóvedas estrelladas, construidas en el siglo XVI en sustitución de las primitivas. Nos fijamos en una gran mesa de altar del siglo XIII y en la imagen de la Virgen de la Caridad, de estilo gótico (XIV), y en el exterior, observamos con detalle la pequeña portada románica del lado del Evangelio.

El museo, situado junto a la iglesia, posee una interesante colección de arte sacro de los siglos XVI, XVII y XVIII. Entre los tesoros que guarda hay valiosas tallas, pinturas, retablos, mobiliarios y piezas de orfebrería, una pintura sobre la Santísima Trinidad, de Jerónimo Cósida, y el retablo pintado acerca de la Dormición de la Virgen, una curiosa y original manera de representar este pasaje bíblico. 
Las religiosas elaboran exquisitas pastas caseras que venden allí mismo junto con miel artesana y productos de cosmética natural.

Tarazona

Dimos un paseo por Tarazona descubriendo el monumento a Paco Martinez Soria; la Plaza de Toros Antigua, La fachada del Ayuntamiento y el Bariio de la Juderia. Para más información de la ciudad AQUÍ

Para ver la fotos: AQUÍ

No hay comentarios: