domingo, 22 de septiembre de 2013

Con Kutxabank a Burdeos


VIAJE A BURDEOS. septiembre de 2013.

Desde diversos puntos del Pais Vasco salimos de viaje para conocer la capital de la región francesa de Aquitania, Burdeos.


Le miroir d'eau o espejo de agua. 
El viaje transcurre con toda normalidad, salvo por las obras en la autopista que ralentiza la marcha. Hacemos media hora de parada en un área de servicio. Se aprovecha el tiempo que queda de viaje para explicar e introducir en la historia y datos sobre la ciudad.

El hotel, siendo sencillo y sin pretensiones, está bien, correcto, situado en el centro, primando ésto sobre un hotel de mejor calidad a las afueras.

La panorámica de la ciudad nos permite tener una amplia visión de la ciudad. La ciudad de Burdeos presenta puntos de interés, entre los que cabe citar: La iglesia de Saint-Michel, basílica de los siglos XV y XVI donde destaca su aguzada flecha de 114 metros, una de las más imponentes de Francia. El templo de Notre-Dame, iglesia dominicana del XVII, construida por Pierre Duplessy-Michel, con interesante claustro. El Palacio Rohan, construido como sede del arzobispado y actual hôtel de Ville. Quartier des Chartrons. Barrio de marinos y comerciales, donde en el XVIII se ubicó la alta burguesía local. Conserva algunas mansiones de cierto valor. Cerca está el jardín Public, creado en el XVIII y rediseñado a la inglesa en el XIX.  La Explanade des Quinconces es un gran espacio rectangular ubicado junto al río, decorado por sendas columnas. Al oeste de este espacio se sitúa el monumento a los Girondinos, de finales del siglo XIX, con una gran columna central y dos excelentes fuentes de bronce, dedicadas a la República y la Concordia.En lo alto de la columna central, aparece una alegoría de la libertad rompiendo las cadenas de la opresión. Después de la visita, hay tiempo libre para descubrir esos bellos rincones que tienen las calles de Burdeos.
Saint Emilion

Al día siguiente, nos desplazamos hasta la población de Saint Emilión. Este pueblecito medieval, situado en el corazón de uno de los muy célebres viñedos de la región de Burdeos, es único en su estilo dado a la gran cantidad de propiedades vitícolas, de la qualidad de sus vinos y de sus majestuosas arquitecturas, así como de sus monumentos.



Un pueblo lleno de historia encaramado en un promontorio rocoso, Saint Emilion y su viñedo sacan su originalidad de la roca calcárea. Del siglo 9 al siglo 19, los hombres tuvieron la voluntad de extraer la piedra para construir el conjunto arquitectural de la ciudad y las propiedades vitícolas. Como testimonio quedan 200km de canteras subterráneas así como la más grande iglesia monolítica de Europa. El calcáreo siempre omnipresente, ofrece un terruño de excepción a la vid de Saint-Emilion. Los hombres siempre supieron adaptarse a este magnifico paisaje sin jamás tener que transformarlo, ofreciendo una harmoniosa homogeneidad entre la arquitectura y los colores ...




Para ver las fotos, clicar en el siguiente ENLACE


No hay comentarios: