miércoles, 15 de febrero de 2012

La montaña: Amiga y Segura

Dada la situación que tenemos de avalancha

ÍNDICE 4
RIESGO: FUERTE
COLOR DE ALERTA: ROJO

Estabilidad débil en la mayoría de las pendientes
Peligro de aludes medianos e importantes en numerosas áreas, que pueden producirse tanto de forma espontánea como por sobrecargas provocadas
Es peligroso el montañismo o el esquí salvo en las zonas permitidas: llanas o con pendientes moderadas (de menos de 20 grados de inclinación)
Es también peligoso transitar por sendas o lugares situados al final de las vertientes montañosas. 
Vuelvo a publicar el siguiente video:




CAUSAS Y CARACTERÍSTICAS DE LOS ALUDES 

Un ALUD o AVALANCHA ocurre cuando se produce la ruptura del equilibrio dentro una masa importante de nieve acumulada y ésta se desprende y rueda o se desliza en cascada por la pendiente de una montaña. Ello está provocado por factores tales como: el mayor peso por sobrecarga del depósito tras nevadas copiosas, la subida de temperaturas o la lluvia que ocasionan su fusión y fluidificación(tormentas, vertientes iluminadas por el sol) el viento, los ruidos(disparos, explosivos), los temblores de tierra, el paso de personas o vehículos por zonas cercanas (esquiadores, alpinistas, motos de nieve) etc. El alud inicial puede arrastrar en el descenso a otras masas de nieve, lo que va aumentando progresivamente su tamaño y su velocidad.


Uno de los tipos de aludes más poderosos, destructores y espectaculares son las llamadas avalanchas de nieve en polvo constituidas por una mezcla/suspensión turbulenta de granos de hielo, nieve y aire (aerosol) que se forma a consecuencia de la grandes aceleraciones/velocidades que adquiere la masa deslizante al caer o rodar por zonas verticales o muy inclinadas. El ruido que producen suena como una fuerte tormenta de truenos. 
Son los aludes más comunes y suelen causar muchas victimas.


Los aludes producen cada año numerosas víctimas mortales
La mayoría de ellas sufren los accidentes debido a conductas imprudentes protagonizadas especialmente por excursionistas o esquiadores con poca experiencia que desconocen los riesgos propios de las alturas y la nieve (apartarse de sendas o rutas seguras, esquiar fuera de las pistas señalizadas, etc) 

No hay comentarios: